Ayer recibimos en Valduero a nuestros amigos La bruja Viri, About Beer and Wine, Laura Méndez y a Chema, de Comer y Beber de Las provincias. Este encuentro entre ‘amantes del vino’ se produjo en nuestra bodega en Gumiel de Mercado, donde estaban citados nuestros invitados.

La jornada comenzó como marca la tradición en Valduero: visitando el viñedo. En las viñas pudimos degustar las uvas de los racimos que aun están sin vendimiar, apreciando así su dulzor y madurez. Tras conocer las peculiaridades de nuestra uva y del terroir, continuamos la visita en las bóvedas, en las cuales residen los túneles de elaboración, barricas y botellero.

En el primero de los túneles pudimos observar los ‘sombreros’ de los depósitos, formados por los hollejos y pepitas que se elevan sobre el mosto durante la fermentación, así como remontados y fermentación de nuestros grandes vinos en cubas.

En el segundo de los túneles tenemos la sala de barricas, en la cual nuestros vinos tienen el primer contacto con la madera, mientras que en el tercero nos encontramos con el botellero, en el que realizamos la crianza en botella, último paso antes del descorche.

Tras pasar por nuestro Museo de Arte con barricas, el cual no deja indiferente a nuestros invitados, proseguimos la visita en las cuevas, en las cuales se alberga la sala de Membresía y el pasillo de los Grandes Restaurantes.

Finalmente llegó el momento más esperado: la cata. En ella pudimos degustar las añadas actuales de nuestros Ribera del Duero. Nuestro blanco de albillo Garcia Viadero 2017 impresionó enormemente a nuestros invitados, los cuales aseguraron no haber catado un blanco igual jamás. También despuntó nuestro vino Valduero Una Cepa 2014, un vino potente e intenso, con toques a frutas rojas que encandiló los paladares aunque, fue sin duda Valduero 6 Años 2010 quién conquistó a nuestros invitados.

También pudimos degustar Valduero Rosado Reserva 2014, el primer rosado reserva de la Ribera que está hecho con uva albillo y uva tempranillo. También catamos uno de nuestros vinos de finca, Finca Azaya 2016 y, por supuesto, para maridar el lechazo asado no falto nuestro Gran Reserva 2009: todo un lujo para los sentidos.

 

1

2

3

4