De la mano de Yolanda García Viadero, directora técnica de Bodegas Valduero, nos meteremos de lleno en esta labor totalmente manual, imprescindible para reducir drásticamente los rendimientos de las cepas hasta conseguir que cada cepa nos de la cantidad justa para elaborar una botella de vino de altísima calidad.

Este año hemos tenido que posponer la poda hasta casi el mes de abril debido a que a partir de enero hasta ahora han sido unos meses lluviosos y hemos querido frenar un poco el desarrollo de la planta para salvar los hielos que están ocurriendo ahora ya en primavera.

Dentro de poco, si la lluvia nos da una tregua y se presentan días calurosos, podremos ver uno de los fenómenos más curiosos, el lloro, además del hinchamiento de las yemas.

www.siguetucepa.com